Max Aub: un escritor olvidado

Hoy quiero ceder mi voz a Pedro Sáez Serrano , que ha publicado un interesantísimo artículo sobre Max Aub y lo que él denomina su “exilio infinito“: Max Aub, o la urgente necesidad de dar fe y comprender. Reproduzco aquí un pequeño fragmento y os invito a que leáis el artículo en su totalidad.
“Sí, la escritura es un arma leve si la enfrentamos a la dureza de un blindado, pero es un arma del tiempo, capaz de anular al tiempo y hacer que la historia y la vida sean recreadas infinitas veces, y que los personajes literarios, esos fantasmas de palabras, sean seres en lucha sorda contra el olvido. O quizás no, porque no siempre lo que es bello y justo se impone sobre lo que no lo es. Así, Max Aub, un escritor apenas conocido, todavía habitante de un exilio infinito, incómodo para unos y otros, postergado, con una obra que durante decenios ha sido difícil de encontrar en las librerías. Construida la restauración democrática sobre la desmemoria, la impunidad y la mentira, apenas hay sitio en ella para una sinceridad y una denuncia radicales como la suya.”
Por mi parte poco puedo añadir a este excelente artículo. Sólo dar las gracias a Pedro por aportar su voz amiga a este pequeño rincón de palabras enredadas.

PD. Este es el conmovedor final del artículo que no aparece en la versión digital y que me ha hecho llegar su autor.

El escritor Max Aub va a ver a sus padres
Cuando Aub llegó a México en 1942, se reunió allí con parte de su familia, pero no con toda ella: sus padres seguían en Valencia. Siendo imposible para Aub viajar a España, intentó reunirse con ellos en Francia. Sin embargo, Francia no le concedió el visado hasta 1956. Debido a que en los archivos policiales de la IV República existía la ficha de un peligroso fugitivo rojo y judío llamado Max Aub (Kafka otra vez, Kafka siempre). Aub no volvió a ver juntos a sus padres. Su madre murió en 1962. El estaba en México. Escribió sobre ello en su diario: “No habiendo estado con ella, enterraré a mi madre muchas madrugadas. Que nadie me hable de ella”. Y también escribió (él, el tipo que había perdido exactamente tres guerras consecutivas): “Nos hemos quedado en el camino; pero éste es el camino”.

16 opiniones en “Max Aub: un escritor olvidado”

  1. Max Aub, un desconocido de la literatura iberica, como el poeta Asturiano Pedro Garfias, exiliados, por aquellos legionarios tuertos y mellados que diria Unamuno, durante 40 años “El muera la inteligencia” impero en este pais, que 30 años despues de la muerte del tirano, sigue sin quitarse el lodo de aquel periodo. Que decir de el Filosofo Manuel Ballesteros o el fisico Faustino Cordon, olvidados de un estado, que sigue teniendo miedo a recordar.
    Saludos

  2. Así es Edu, ya sabes: silencio y olvido. Esa fue la consigna de la transición. Esa y mucho miedo… pero tenemos que sacar a la luz a todos estos autores e invitar a su lectura. Un abrazo

  3. “Construida la restauración democrática sobre la desmemoria, la impunidad y la mentira…”
    He ahí la clave de muchos olvidos y demasiadas complacencias.
    Magnífico post.

  4. Buen trabajo, tanto el tuyo, tus puestas en escena tan bonitas… , como el de Pedro Sáez. Felicítalo de nuestra parte.
    Por cierto, eres una máquina. ¡Qué calidad y qué prolífica eres! Si no te conociera no podría dar crédito. Pero en realidad sé que eres así: un vendaval que no para ni un momento, lleno de creatividad y cosas que decir. Un beso

  5. Excelente entrada, excelente reflexión. Me gusta tu labor y tu firmeza. Sé cuánto tiempo te lleva,pero en esto de los blogs es importante dejar de mirarse el ombligo y reflexionar seriamente sobre temas importantes : la memoria, la cultura, la libertad , la creación literaria. Me gusta tu enfoque, humano y valiente…
    Muy bueno el artículo de Pedro sáez. Felicítale.

  6. Me parece muy emotivo el artículo y muy acertada la iniciativa de rescatar del olvido a Max Aub, que en muchos sitios es todavía un autor injustamente olvidado. Tabién yo escribí algo a propósito, contribuyendo de esta manera a recordarlo (http://isbiliyana.blogspot.com/2008/10/y-quin-es-l.html ). Aunque he descubierto esta entrada un poco tarde, me uno con mi comentario a esta corriente de recuperación de nuestra memoria literaria. Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.