En torno a la poesía (II)

copia-de-739754692.jpg

¿Por qué escribo? ¿Por que no puedo dejar de emborronar cualquier hoja , libreta o cuaderno que me rodea?
No hay en ello más intención que la de compartir mis palabras con aquellos que siempre confiaron en mí y con los que, en diferentes momentos , han apoyado mis proyectos.
Desde que tuve uso de razón ( y eso que soy bastante irracional) he amado la Poesía. Los versos de los grandes poetas ( Machado, Miguel Hernández, Lorca, Quevedo, Lope, Neruda, Vallejo, Salinas, J. R. Jiménez, León Felipe, Angel González, Aleixandre,Cernuda, Gil de Biedma…) de los encumbrados y de otros más humildes, han ido configurando mi educación sentimental. Por mi trabajo leo mucha poesía, pero procuro no sólo diseccionarla, sino sentirla y transmitirla como catalizador y canal de las emociones humanas. Intento que mis alumnos se acerquen a la poesía como a un tesoro de sentimientos que palpitan, como a una revelación del enigma final, como a una sibila que les desvelará el porvenir, como a un maestro sabio que guarda el conocimiento y el nombre exacto de todas las cosas, y sobre todo les pido que busquen en ella lo que esconde su propio corazón aletargado.
Toda lectura poética es única en sí misma. Nadie experimenta las mismas sensaciones ante los mismos versos. Cada uno construye su propia versión del poema leído y lo aplica a sus propias vivencias y a su particular sensibilidad. La poesía, como la música, nos transporta a lugares imposibles, a sensaciones sinestésicas, a rincones de nosotros mismos que nunca antes habíamos transitado.
Encontrar el verso perfecto, la palabra precisa, la metáfora sublime, es un don de los dioses que no a todos nos es concedido. Conseguir conmover, mover al otro hasta nuestra propia búsqueda interior para que se conozca un poco más a sí mismo; hacer que alguien haga suyo un verso o un poema y lo lleve con él, prendido en su memoria para siempre, es un privilegio.
Yo a nada grandioso aspiro, tan sólo a ser digna de los que me enseñaron el verdadero valor de la Poesía, y a transmitirlo a los que a mí me toca, en esta eterna cadena de dar y recibir.

15 opiniones en “En torno a la poesía (II)”

  1. En mi blog tengo la costumbre de encuadrar escritos sobre poesía y música en la categoría de «estupefacientes». Es una forma algo más socarrona de decir que «nos transporta a lugares imposibles, a sensaciones sinestésicas».
    Participar en esa cadena de transmisión se convierte en algo tan necesario como la propia vida.
    Hermosas palabras.

  2. Pues enorabuena porque por lo menos con migo has onseguido que vea la poesía de otra manera, no se, ahora me gusta.
    Y en cuanto a como escribes, es un lujo leerte, es verdad que tienes un don. Fijate, en una poesía tuya (esa que escribiste a tu abuelo) hiciste llorar a mi padre, y hacía mazo que no lo veía llorar, por no decir nunca.
    Muchisimos bss POETA

  3. ¡Cómo me hubiera gustado ser alumno tuyo, Marisa! Descubrí la poesía tarde. Yo también estoy de acuerdo en que tienes un don.

    Un beso.

  4. …y en esa transmisión de valores está la clave de una buena educación…Tú eres sembradora de la palabra que, renacida en esas mentes juveniles, hará el milagro de la transformación de esta sociedad, porque donde hay palabra, poesía, sobran las armas…

  5. Gracias Vero, sé que a veces hay que esperar para ver los frutos pero contigo creo que no esperaré demasiado.Ya estoy viendo mucho de lo que serás:una gran pintora y una excelente mujer llena de fuerza.besos

  6. Miguel Ángel eso espero, que la poesía abra sus mentes y su espíritu crítico y su sensibilidad…gracias por tus palabras, siempre generosas y afectuosas.Un beso enorme

  7. José Miguel no ha salido mi respuesta así que la vuelvo a escribir…Si yo hubiera sido tu profe de lengua y literatura ahora sería una señora mayor, je, je.la verdad es que creo que la literatura te conquista antes o después si abres bien los sentidos a su paso.A ti te ha conquistado pero, sinceramente, hubiera sido un placer tenerte como alumno.Un besazo para tu Lola y tus peques vy otro muy fuerte para ti

  8. Dulce Marisa.
    Yo también a veces me pregunto:
    ¿Por qué escribo?

    Desde pequeña me ha gustado escribir, no si lo hago bien o mal, no me importa, solo escribo lo que siento, sueño, quiero, deseo.
    Quizá no debería hacerlo pero es una necesidad, y en mi caso sí es «emborronar papeles».
    Otros pintan, hacen punto, yo lleno cuadernos de palabras, y de cosas que a veces no me atravería a decir.

    Tú tienes ese don de la palabra, la embelleces, la engrandeces.
    Sigue ¡ Te necesitamos!.

    Te quiero.

  9. Gracias mi Maria Luisa, la palabra es patrimonio de la humanidad, así que , si la cuidamos ella nos sanará las heridas y tenderá puentes de afecto.un abrazo enorme, yo también te quiero mucho.

  10. Si, es asi Marisa, eres preclara. De pocas cosas dichas por ti divergería. Por mi parte, vine a la Poesía de la sangre de mi padre, que amó creyéndose el hombre mas feliz del mundo y aún en su último respiro pidió perdón. Luego vino Ruben Dario, Antonio Machado, Neruda, Huidobro, Pául Valéry, Miguel Fernández, Andres Eloy Blanco, quien fué un poeta popular venezolano, antes de casarse le escribió a su futura esposa unas lineas a las que llamó «Piropo a Lilina» :

    «Cuando naciste,
    tu abuelo,
    hizo una raya
    en la playa,
    y un angel
    bajó del cielo
    y dejó cielito
    en la raya».

    Es ese poder de la palabra, el saber decir, hasta en lineas sencillas, lo que creemos nuestro, a lo que le damos nuestro propio sentido, como decias. Sabes, regreso a la Poesía despues de una ausencia sin motivo, pero feliz porque vengo con la certeza de pertecer al mundo del sentimiento, donde tengo la necesidad de no callarlo.

  11. Me gusta tu poesía y no me preguntes por qué, tal vez expresas lo que yo quisiera de la forma que me gustaría y no soy capaz, tal vez lo que escribes o lo que dices me llega más allá de mis ojos y mis oídos, tal ves es sólo que me gusta la poesía y tú escribes poesía, tal vez…
    Un besazo, preciosa poeta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.